Entre el 17 y el 23 de septiembre de 2018, la quinta edición de Festival Tribu convirtió Burgos en un gran escenario de arte urbano para todos los públicos. En más de diez espacios escénicos de la ciudad se celebraron conciertos, intervenciones artísticas, eventos gastronómicos y talleres sobre arte, música y gastronomía con más de cuarenta actividades por las que pasaron unas 32.000 personas. La asociación colectivo Tribu ha analizado el impacto económico que esto ha tenido en la ciudad de Burgos, que ha sido cifrado en 1.629.164,45 euros.

“Para este estudio se ha adoptado la metodología más comúnmente utilizada en nuestro país, que mide tres tipos de impactos: directos, que son gastos realizados por la actividad  analizados en diferentes conceptos), indirectos, que serian los gastos realizados por los visitantes o espectadores como consecuencia del evento) e inducidos , que son las repercusiones dentro y fuera del espacio de referencia, como repercusión mediática”, han explicado los responsables de la la asociación Colectivo Tribu, quieres añaden que el retorno por gasto público “se sitúa en 40,75 euros por cada euros de dinero público invertido‘.

Con 200 apariciones en distintos medios de comunicación el retorno total del evento se sitúa en ocho millones de audiencia, con una valoración económica de 535.655 euros, según los datos obtenidos por Nueve Comunicación, agencia de prensa de Festival Tribu, a través del seguimiento informativo y análisis de presencia en medios llevado a cabo por Eprensa!. Las redes sociales de Festival Tribu tuvieron más de 790.000 visualizaciones, con 389.000 personas alcanzadas en Facebook, 296.400 impresiones en Twitter y más de 105.000 impresiones en Instagram.